Casi como un imprevisto, me vi embarcada con Alfonso en una regata que nos propone Ramón del PEU en Alicante, para ir de Alicante a Torrevieja y vuelta en dos días.
Mucha ilusión, alargando el verano al máximo.
El tiempo espectacular, Alicante es una ciudad que me encanta y disfrutamos la cena de la noche de llegada, el viernes, en la zona vieja del barrio, para después pasear por la zona del puerto nuevo..
La mañana nos esperaba con poco viento, pero enseguida empezó a soplar e hicimos una primera manga muy digna, adelantando a algunos rivales y viendo pasar a otros, optamos por ir no lejos de la costa y haciendo maniobras, de ceñida casi todo el camino, viento del sureste.
La travesía una gozada, Alfonso me dejó currar lo justo, así que como casi siempre en plan reinona, disfruté de la regata sin hacer muchos esfuerzos.
Al llegar teníamos en el club de regatas de Torrevieja una cena que se hizo esperar, compartimos mesa con nuestros vecinos de atraque esa noche, Ses Bruixes, conversación relajada y amable, y aunque ganas de copas había, preferimos descansar y yo literalmente me desmayé en el camarote y dormí a pierna suelta toda la noche.
La vuelta que tenía que ser temprano para no coincidir con otra regata q había en Torrevieja ese domingo, se retrasó por como rolaba el viento, cambio de boya de desmarque, cambio del barco del comité, en fin, lío…. viento de popa, escaso, y errores y maniobras eternas nos hicieron entrar los últimos, pero muy dignamente, como no éramos muchos participantes y la ida había sido buena, quedamos a mitad de lista en la clasificación.

Después de comer copiosamente, tocaba empezar a pensar en volver a Madrid, el peor momento de todos, pero lo disfrutado ya no nos lo quitaba nadie.
Despedidas y vuelta, Alfonso aterrado ante la idea de volver a ver códigos de barra de ruedas de camiones, llevaba yo el coche a la ida y a la vuelta.

Aquí las fotos: http://www.flickr.com/photos/7931063@N08/sets/72157627740547122/show/

Anuncios